Nuestra esencia

Estar en el corazón de este territorio nos transformó. Estamos aquí, pero dentro de nosotros fluye todo lo que significa ser Guajira

Hacer que este viaje dure por más tiempo
del que esperabas

Tenemos la posibilidad de dejar huella en el territorio que nos permitió recorrer un mundo que no sabíamos que existía. De que el corazón se quede dándole ritmo a todo eso que te maravillo y te transformó.

Para proteger lo que es más valioso en esta tierra guajira, tienes muchas posibilidades, desde Waya te proponemos cuatro:

Educación

Educar una Majayüt (señorita en Wayuunaki), una de las niñas Wayuu en el internado de San José, es ayudar a que el buen vivir venga de la educación respetuosa de su cultura, en un modelo que les permite estar en el mundo de hoy manteniendo los valores wayuu.

Hilos

Poner hilos en las manos de las artesanas es comenzar a darle forma al futuro, abrir la puerta a nuevas combinaciones de color y de formas en las alucinantes artesanías wayuu.

Agua

Ayudar a que el agua sagrada esté protegida en el tiempo, gracias a sistemas de almacenamiento dispuestos para la comunidad.

Un buen dormir

La escuela para muchas niñas wayuu es un internado, y en cada cama o chinchorro descansan las ganas de aprender. Mejores colchones o chinchorros son más sueños y más reposo para levantarse a aprender.